martes, 15 de febrero de 2011

Bálsamo labial y pasta de dientes

Primer post del año! (qué narices, parece que esté hibernando -aysh, si pudieraaaa...!)

En fin, el tremendo y deseado vacío que dejó la maldita muela en mi boca progresa adecuadamente y cualquier día de estos me tocará volver al dentista a seguir con el proceso "Muela Nueva"... pero de momento no toca hablar de eso, que bastante pánico me da como para encima adelantar acontecimientos.

Hoy toca hablar de mi nueva "afición", tachán!: la cosmética natural!
Aunque bueno, más que natural, que también, la define mejor el adjetivo "casera".
Tengo la intención de ir colgando aquí las recetas que vaya haciendo, y así me sirve a mí también como archivo.

Dos de las cositas que he hecho: bálsamo labial y pasta de dientes.


Las recetas son estas:

BALSAMO LABIAL
- 3gr cera blanca de abejas
- 6gr manteca karité
- 6ml. aceite almendras
- 2 gotas de AE (aceite esencial) de salvia

Se pone al baño maría la manteca y la cera (derrite en poco tiempo) y se mezcla con el aceite de almendras. Después se añade el AE de salvia, se vierte en el botecito y se deja enfriar. Queda durita pero luego se extiende bien, imagino que en verano se ablandará. Tiene un poco del olor de la salvia - que va bien para prevenir herpes labiales y así -

La proxima vez que haga me gustaría añadirle algún aroma, de vainilla, fresa o así, e incluso algún colorante natural, ya veré. También he pensado que a esta receta puede estar bien ponerle menos cera, 1 gr. en vez de 3, para que quede más blandita.
En cualquier caso estoy super contenta porque hace tiempo ya intenté hacer bálsamo labial con pésimos resultados, así que es todo un triunfo :)

PASTA DE DIENTES
- Salvia y tomillo para infusión.
- Arcilla verde o blanca en polvo.
- AE de salvia.
- AE de menta.

Se hace una infusión cargadita de salvia y tomillo (se pueden comprar en herboristería, unos 2€ la bolsa), hirviendo el agua con las hojas unos diez-doce minutos. Se cuela y se reserva.
Se hace una pasta con dos cucharadas de arcilla verde (bentonita) y la infusión que admita, y se le añaden 2 gotas de aceite esencial de salvia y 3 de aceite esencial de menta.
También se puede hacer con arcilla blanca. Guardar en un botecito y ya está.

El color que queda es verde oscuro y al cepillar no hace espuma como los dentífricos normales, pero es mucho más saludable. La menta y la salvia son antisépticos y bactericidas naturales, así que dura mucho tiempo, pero es mejor hacer cantidades no muy grandes para que no se seque mucho. Yo hice el doble de estas cantidades y me salió demasiada (como tres botecitos como el de la foto), así que mejor hacer menos cantidad y volver a hacer cuando se necesite, que es muy fácil.

6 comentarios:

monika dijo...

ACABO DE CONOCER TU BLOG Y ME ENCANTA LAS COSAS QUE HACES AHORA YA ME TENDRAS POR AQUI.
UN ABRAZO

V de Vane dijo...

¡Vaya!, pues me apunto rápido la receta, sobre todo la del bálsamo labial. Yo también llevó tiempo aficionada a la cosmética natural.

Un saludo

Wildberry dijo...

Gracias por pasar por aquí, con los paradito que lo tengo! Estoy muy poco bloguera, pero quiero ir subiendo las cosillas que hago. Besicos!

Islander ! dijo...

¡¡¿Y este post por qué no lo había visto?!! Blogger me hizo la jugarreta. Lo del bálsamo labial me gusta, ya nos cuentas si lo repites con menos cera y con aromas, sería un puntazo, uno para cada bolso jeje.

Wildberry dijo...

En cuanto pruebe a hacerlo otra vez - seguramente mañana, que ya tengo las fragancias! - pondré los resultados ;)

Soront dijo...

Qué buena pinta tienen! Me gustaría probar a hacerlos.
Dónde se puede conseguir/comprar los botitos esos para guardar el bálsamo y la pasta de dientes?

Un saludo.